lunes, 21 de enero de 2013

seda

Vísteme con las caricias
de tus manos,
envolviendo mi cuerpo
entre las telas
que inundan tu majestuosidad,
entre las sabanas
perfumadas a deseo y seda.

Desnúdame…
arranca mis vestimentas
arrojando la pasión
sobre mi cuerpo…
ansioso de gozar de tus caricias.

Vamos a morir esta noche
sobre las suaves sedas
que inundan el lecho,
donde desnudo te visto
con la fogosidad de mi ser.

Romero de Buñol
21-01-13




2 comentarios:

Luz Stela Caricias al alma dijo...

Me encanta..

besitos querido poeta

Luz Stela Caricias al alma dijo...

Me encanta,tiene la sutileza del amor en sabanas de seda..
un beso mi buen poeta

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...