domingo, 30 de diciembre de 2012

Deja


Deja correr la naturaleza
que se escapa entre tus brazos,

Deja que la flor abra su belleza
y muera marchita…
formando el fruto en su cáliz…

Deja que el sol caliente la tarde
y la tarde llegue mansa,
fría,

Deja que la vida corra
con el ímpetu de la juventud
y la calma pausada de la madurez…

Deja que la vida pase
y roce tu ser…
en el instante intangible
de la gloria del momento…

Deja que te llene
con la magia…
del instante
de los años acompañados.

Romero de Buñol
30-12-12

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...