martes, 4 de octubre de 2011

amanecer


Si como el estruendo
apareciera tras el silencio
de los ocasos…
o simplemente naciera
en el tremolo del violín.

Si renaciera cada mañana
tras el amanecer,
al igual que el día
al igual que la vida

Si me reinventara
o volviera a florecer
al igual que la anémona…
no necesitaría que me dijeran
quien soy,
que quiero,
porqué vivo.

Soy…
la antitesis de lo muerto,
el canto del afónico,
la amargura chillada
en la puerta del abismo.

soy…
un hombre que quiere
que los preceptos de igualdad
fraternidad y libertad
renazcan de entre el olvido
y se implanten como nunca.

Un hombre
que a cada amanecer
ve al ser humano
luchando por su felicidad,
y los ve sobrevivir
aun en las mentiras y engaños
con que los gobernantes
a diario nos regalan.
Y aun así
a cada nuevo día,
tras cada amanecer
nos levantamos
he intentamos ser felices…

Romero de Buñol
03-10-11

1 comentario:

eyina dijo...

En una palabra; Fantástico.
Eyina.

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...