jueves, 7 de octubre de 2010

amnesia


Regálame la amnesia,
si Señor, antes de mi adiós
sácala de mí.
No puedo partir de esta vida
sin olvidar sus labios,
sin olvidar su pelo suelto,
sin olvidar su busto,
sin olvidar su cuerpo.

¿Cómo podría ser feliz
en el más allá si no la relegué?
¿Cómo puedo partir de esta vida
si a ella sigo amarrado en cuerpo y alma?
¿Cómo puedes quitarme la vida,
Señor, sin antes no la he olvidado?

No Señor, no iré a tu reino
quedaré vagando en la tierra de nadie,
si no me regalas el desvanecimiento,
de haberla amado hasta más allá del pecado,
viviré de su recuerdo,
viviré de su olvido,
viviré de la desolación de no poder amarla.
viviré tu condena,
y exento de tiempo, reviviré cada caricia
que dará sentido… al deambular de mi alma
por entre su recuerdo y su ausencia.

Regálame el olvido señor,
o por la eternidad,
seguiré amando a esa mujer.

Romero de Buñol
06-10-10

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...