jueves, 6 de diciembre de 2012

ámame


Ámame…
a escondidas de todos mujer,
ámame.
Que nadie sepa
que por las noches
me cuelo en tu cama,
y enredado en tus brazos
buscamos la felicidad.
que ni tu sombra
sepa de mi,
que ni el viento
pronuncie mi nombre
hasta en el tu aliento me llame
y para acudir
de noches y agazapado
entre las estrellas
a poblar nuevamente
tu cuerpo de besos…

Ámame…
en el secreto de tu deseo,
en las horas muertas
que hay tras el alba
y el amanecer...
cuando nadie sabe de mí
y tan sólo tu eres mi dueña.
Ámame…
que nadie sepa de mi mujer
tan sólo tu cuerpo…
tan sólo tu deseo…
tan sólo tu
has de saber de mi…


Romero de Buñol
06-12-12

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...