domingo, 1 de abril de 2012

amanece


Amanece en este horizonte,
un haz de luz ambiciona aparecer
entre la desmesurada oscuridad
que cubre cada rincón.

¿Se irán mis miedos con la oscuridad
o nuevamente se quedaran
cómo el perfume de aquella mujer
pegados en las sábanas…?

Viene el día,
se marcha la noche…
y mis sin dormir péndula
entre el sueño y la ansiedad
que produce el desconocimiento,
la duda…
de si nuevamente va a ser una mentira
o ciertamente serás…

Amanece,
ya no queda tiempo,
el día cabalga ya en el horizonte
y pronto estaremos cara a cara…
juzgando lo que nos vendieron.

Romero de Buñol
30-03-2012

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...