martes, 14 de diciembre de 2010

para ti Ana, "felicidad"


Lloramos hoy,
lloramos y no comprendemos,
lloramos,
lloramos tu ausencia, sabiendo que no volverás,
lloramos por que marchaste sin despedida.

Hay quien se consolará
pesando que estas con el creador,
que Él te requirió a su presencia,
mil cosas para justificar tu marcha.

Pero hoy todos lloramos,
sin comprender por qué marchaste,
sabiendo que no te hemos de esperar
con tu aureola de felicidad…
con la que te hacías llamar.

Romero de Buñol
14-12-10

pacocao2002@yahoo.es

TRADUCTOR...